El Director del Centro Zonal Sur, Nibaldo Gatica, explica las ventajas de la aplicación pedagógica de la robótica, indicando que permite la transversalidad curricular y el desarrollo de la docencia mediante más de un sector de aprendizaje. Además invita a participar en el foro respecto al tema, que se efectúa en el Portal de Enlaces (www.enlaces.cl).

Hablar de Robótica evoca ciencia ficción, R2D2, Data Enterpraise o los Replicantes de Blade Runner. Pero el impulso de la robótica en Chile es menos Hollywoodense. De hecho, conocedores del tema afirman que se ha quedado estancada. La excepción la constituyen unas pocas instituciones que se dedican profesional y comercialmente a realizar robots y fomentar el desarrollo de la técnica. En la Octava Región, la Universidad de Concepción, tanto en su sede Central como en el Campus Los Angeles viene efectuando hace una década un Postítulo sobre Computación e Informática en la Educación Tradicional.

Foro de Robótica en Portal Enlaces

Con el objetivo de generar un espacio de reflexión, intercambio, trabajo y propuestas en torno al desarrollo de la Robótica Educativa se inició una conversación al respecto en el Foro de Ciencias Naturales de Educación Media del Portal Enlaces. Nibaldo Gatica, Director del Centro Zonal Sur comenzó el diálogo.

Los alumnos son profesores que laboran en el medio regional y que pretenden, mediante el aprendizaje de ciertas habilidades, descubrir una metodología motivadora en las aulas; lo están consiguiendo mediante la realización de proyectos apoyados en la inteligencia artificial, que busca transformar a las asignaturas tradicionales en más atractivas e integradoras para los estudiantes (Revise nota anterior). A cargo del curso de Robótica está el Profesor Nibaldo Gatica Zapata, Director del Centro Zonal Sur de Enlaces.

Entre Concepción y Arauco existen 2 establecimientos educacionales con instalaciones especialmente habilitadas para el trabajo con robótica. Son el Colegio Salesiano de Concepción y el Liceo de Coronel. El primero cuenta con un laboratorio de sensores a cargo de la docente Natalia Vega, quien se ha preocupado de iniciar a sus estudiantes en la materia.

Según explica Gatica “el laboratorio de sensores con que cuenta el Colegio Salesiano, permite establecer mediciones físicas, biológicas o químicas mediante el empleo de algunos elementos como el computador y los programas especiales que usan, los propios sensores, la interfaz, etc…”. Así, es posible verlos experimentar con electrocardiogramas, colorímetros o phímetros. A su vez, el Liceo de Coronel trabaja con elementos tradicionales de robótica. Además de los sensores, en Coronel se emplean efectores, como motores, luces y ralé. Los alumnos son entonces, unos verdaderos “giros sin tornillo”.

Para el profesor Nibaldo Gatica, la robótica es una importante herramienta de apoyo a la educación ya que permite la integración de dos o más disciplinas en la consecución de un propósito definido, por ejemplo, la construcción de un móvil que implica conexiones eléctricas, el diseño del mismo y la preparación de un contexto donde el móvil se mueva.

Para quienes se interesan, un robot puede resultar bastante más económico de lo que se sospecha, incluso más barato que un computador. Con menos de 50 mil pesos se puede construir uno básico, que con el tiempo se puede transformar en una máquina muy útil. Según explican los expertos, las piezas se pueden sacar de juguetes y de cosas que hayan en la casa. El cerebro o Parallax se vende incluso por Internet en sitios chilenos y la programación también se puede bajar de la red. Así, quienes realmente se motiven pueden armar sus propios robots. Un ejemplo claro lo constituye César Soto, un estudiante angelino que ha logrado fabricar diversos tipos de robots en forma independiente (vea la nota).